DESDE NAVARRA

Primera reunión de la Fundación LuzIA, creada para potenciar una inteligencia artificial “humanizada, ética y positiva”

En la mañana del 23 de septiembre se celerbó la primera reunión del patronato de la Fundación LuzIA, iniciativa empresarial que nace con el fin de potenciar desde Navarra una inteligencia artificial “humanizada, ética y positiva”. El patronato está integrado por el Gobierno de Navarra, la Fundación Industrial Navarra y las empresas Helphone, iAR, ARPA Abogados Consultores, EXKAL, das-Nano y veri-das.

La vicepresidenta de la Fundación y directora general de Política de Empresa, Proyección Internacional y Trabajo del Gobierno de Navarra, Izaskun Goñi, destacó que “la inteligencia artificial es un asunto que se encuentra en el primer lugar de la agenda de nuestras empresas y, por lo tanto, también de nuestra Administración. Nuestra industria trabaja cada vez más en proyectos de desarrollo tecnológico y utiliza la innovación y la colaboración con terceros en su proceso de digitalización. Queremos convertir el ecosistema de la ciencia de datos en el factor detonante de un nuevo impulso en todos los sectores de actividad, que nos permita atraer talento nuevo a una Navarra moderna y solidaria para generar constantes ejemplos de nuevos casos de éxito de una inteligencia artificial fiable e inclusiva. Y, para ello, estamos trabajando desde el Plan Industrial en la digitalización o industria 4.0 y también en la creación del Polo de Innovación Digital de Navarra, cuestiones ambas a las que, sin duda, la fundación aportará mucho”.

Por su parte, la presidenta de la Fundación y directora de la Fundación Industrial Navarra, Elena Alemán, indicó que entre los propósitos de la nueva fundación está promover y difundir la IA de forma “ética, fiable y que no genere desigualdades”. “Somos un ejemplo de colaboración público-privada que quiere que la Inteligencia artificial alcance a todas las personas”. Para ello, sus impulsores han diseñado un ambicioso plan de actividades dirigidas a jóvenes, mujeres, personas con discapacidad o profesionales que necesitan reorientar su carrera. “Y a quienes pudieran encontrarse en situaciones de exclusión o precariedad”, añadió Alemán.

Por su parte, el otro vicepresidente de LuzIA y director de Helphone, Javier Martínez recordó “el enorme potencial de transformación de la vida humana que tienen las ciencias de los datos”. También apuntó que, con este proyecto, se pretende “incrementar la conciencia social” para que toda la sociedad navarra se familiarice desde un punto de vista positivo y a favor de “los elementos claves de la revolución tecnológica que se está produciendo en este momento”.

Mujeres y personas con discapacidad

De esta forma, Fundación LuzIA proyecta la realización de diversos proyectos como una “Semana escolar de la inteligencia artificial” o la primera “Gala de la inteligencia artificial de Navarra”, entre otras.

“También queremos que la mujer desempeñe un papel clave y no quede al margen de la IA. De hecho, nuestro programa formativo estará dirigido en su mayor parte por mentoras”, declaró Elena Alemán. En este punto recordó que, actualmente, la presencia femenina en las carreras técnicas STEM apenas es del 20 %. “Nuestra fundación quiere facilitar su incorporación a este campo en línea con lo establecido por Naciones Unidas en sus Objetivos de Desarrollo (ODS)”, subrayó.

Otro grupo de interés en el que se focalizará LuzIA será el de las personas con discapacidad. A través del denominado “Proyecto Teresa” se les dotará de los conocimientos y habilidades necesarios para que puedan asumir nuevos trabajos, como el entrenamiento de sistemas de inteligencia artificial (identificación, clasificación), etc…) donde puedan aportan valor a las nuevas tecnologías, generando un ecosistema de colaboración donde todos ganan.

Todo ello sin olvidar la parte más solidaria. Así, en colaboración con empresas como das-nano se plantean la posibilidad de facilitar a cualquier persona del mundo con talento que pueda formarse en inteligencia artificial para que se convierta en su modo de vida y desarrollo personal.

Fomentar una reflexión vigilante y crítica sobre los desequilibrios que la generalización de la IA podría producir y proponer alternativas para que su desarrollo se realice siempre bajo el control de las personas, es otro de sus propósitos A tal fin, desde Fundación LuzIA se plantean “promover, difundir, investigar, formar y educar para contribuir a una visión más positiva y ética de la Inteligencia Artificial”. Incluso plantean impulsar un denominado “Instituto de la Ética Digital”.

También se propone la creación en Navarra de ecosistemas de innovación abierta centrados en los usuarios y en el que se integren ideas y procesos de investigación basados en la IA.

Total
0
Shares
Noticia Anterior

La compleja situación que atraviesa el sector de componentes de automoción empeora las previsiones para 2021

Noticia Siguiente

La Asociación Catalana de Empresas de Moldes y Matrices se adhiere a la comunidad AMEC

Noticias Relacionadas