NUEVO PLAN DE CHOQUE CONTRA ACCIDENTES LABORALES

Trabajo prestará especial atención al sector de la recogida de residuos por su alta siniestrabilidad

La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Trabajo y Economía Social, Yolanda Díaz, acompañada por la directora general de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social, Carmen Collado y del director del Instituto Nacional de la Seguridad y Salud en el Trabajo (INSST), Carlos Arranz, presentó el Plan de choque contra los accidentes mortales en el trabajo bajo el lema Arriesgar tu vida no es una opción.

El objetivo del Plan es luchar contra la lacra de la siniestralidad laboral de la que las cifras hablan por sí solas: de los 1.610.815 accidentes laborales registrados entre 2017 y 2019, 1.626 fueron mortales. Además de incidir en el descenso de la mortalidad, se espera que el plan también genere un impacto positivo en los accidentes graves.

Este Plan de Choque tiene como objetivo conseguir el mayor impacto posible en la siniestralidad laboral mortal, reduciendo específicamente los índices de incidencia de esta tipología de accidente y disminuyendo la gravedad de los daños producidos en la salud de los trabajadores.

Que ninguna persona pierda su vida a causa del trabajo es un objetivo que se inscribe también en el ámbito europeo, en el marco estratégico aprobado recientemente por la Comisión Europea en el que se invita a los Estados miembros a hacer todos los esfuerzos para reducir la siniestralidad laboral mortal.

Además, “el Plan de choque no es una acción aislada, estamos elaborando la nueva Estrategia Española de Seguridad y Salud en el trabajo que ya estamos negociando con los interlocutores sociales y con las Comunidades Autónomas, y que fijará objetivos ambiciosos para reducir la siniestralidad incluyendo todo tipo de accidentes”, explicó Díaz.

El Plan de choque para la reducción de los accidentes mortales promueve entornos de trabajo seguros. Unas condiciones adecuadas de seguridad y salud son un factor indispensable para un trabajo decente y de calidad, y favorecen, además, la productividad y la competitividad de las empresas, así como la sostenibilidad del sistema de seguridad social y el crecimiento económico.

En este sentido, se debe abordar la siniestralidad desde una perspectiva integral ya que “el cambio continuo de trabajos, la falta de exigencias y la imposible cultura de prevención en plantillas en constante rotación, trabajos sin estabilidad y sin carreras profesionales ciertas. La precariedad puede matar. Acabar con ella es ganar en Salud laboral y, por eso, además de este plan, los trabajos en los que se afana ahora la mesa de diálogo social son decisivos también para garantizar el bienestar de las personas trabajadoras”, enfatizó la responsable de Trabajo.

El Plan plantea algunos elementos como novedosos:

  • Parte de una colaboración y coordinación total en su inicio (diseño) y en su desarrollo con el Instituto Nacional de Seguridad y Salud en el Trabajo.
  • Se dirige no solo a los sectores o actividades que presentan una mayor siniestralidad, sino hacia las actividades prioritarias en función de su siniestralidad mortal y de la población trabajadora afectada, pero identificando las causas y modos concretos en los que se producen mayoritariamente los accidentes mortales. De esta manera, se atenderá, particularmente, como actividades prioritarias la pesca, el sector agrario (por su incidencia en el uso de maquinaria) y la recogida de residuos.
  • Participa todo el Sistema de Inspección de Trabajo y Seguridad Social. Es decir, se unen al Organismo Estatal Inspección de Trabajo y Seguridad Social la Inspección de Trabajo de Cataluña y también la Inspección de Trabajo de País Vasco.
Total
0
Shares
NOTICIA ANTERIOR

Entrevista: Jaime Martel, CEO de ITELLIGENT: “El potencial de la IA en la industria es muy alto y creo que hasta ahora sólo hemos ‘rascado’ la superficie”

NOTICIA SIGUIENTE

Sequentia Biotech desarrolla una plataforma para secuenciar el ARN de los campos de cultivo y mejorar su crecimiento

NOTICIAS RELACIONADAS